Debido al ritmo de crecimiento de uso de dispositivos móviles y tablets, así como el creciente número de visitas que hemos registrado a través de dichos dispositivos, hemos adaptado nuestra página con un nuevo diseño responsive o adaptativo.

Un problema común en aquellas webs que no disponen de este diseño, es que la navegación desde dispositivos con menor resolución de pantalla se hace un tanto caótica, al no estar bien organizado el contenido. Probablemente el usuario, al no encontrar la información que buscaba de una forma amigable, salga de la web para no volver nunca más. Esto genera una tasa de rebote en los registros de visitas a la web importante y que hay que tener en cuenta.

¿Que es el diseño responsive?

El diseño web adaptable o adaptativo, conocido por las siglas RWD del inglés Responsive Web Design, es una filosofía de diseño y desarrollo cuyo objetivo es adaptar la apariencia de las páginas web al dispositivo que se esté utilizando para visualizarla. Hoy día las páginas web se visualizan en multitud de tipos de dispositivos como tabletasteléfonos inteligenteslibros electrónicosportátilesPC, etcétera. Además, aún dentro de cada tipo, cada dispositivo tiene sus características concretas: tamaño de pantalla, resolución, potencia de CPU, capacidad de memoria, entre otras. Esta tecnología pretende que con un solo diseño web, se tenga una visualización adecuada en cualquier dispositivo.

Wikipedia

¡Haz la prueba del nuevo diseño responsive!

Incluso desde tu navegador, si haces la ventana más estrecha, verás que el menú superior desaparece para dar paso a un botón, el cual despliega el menú. Las imágenes y los textos se redimensionan guardando las proporciones para una correcta visualización.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies